Ilusión y alegría fluyen por el aire.
Las Ramblas repletas de gente, celebran la diada de Sant Jordi, evitando cualquier mención a la famosa crisis, y celebrando esta histórica fiesta que recuerda antiguas leyendas de caballeros y princesas.
Si más no, venir a trabajar hoy a la oficina, puede ser un placer ( llevo ya 4 rosas!!). No importa el día que haga, hoy vale todo!!:)

Aida A.

Anuncios